Visita la bodega

Traslado incluido

Cien años de La Ley Seca: cuando no se toleraba ni un trago

El 16 de enero de 1920 se instauraba la Ley Seca en Estados Unidos, que prohibió el consumo de alcohol, hasta 1933.

Qué supuso la Ley Seca

Hace ya un siglo de una de las leyes más controversiales jamás instauradas en los Estados Unidos: la ley seca (Ley Volstead).

La Decimoctava Enmienda de la Constitución de Estados Unidos prohibía la fabricación, venta y/o transporte de “líquidos embriagadores”.

¿Por qué surgió la Ley Seca?

Una mezcla de creyentes protestantes, progresistas y sobre todo, mujeres, defendían con furor que la causa de toda pereza, pobreza y promiscuidad en la sociedad era el alcohol.

El sector religioso se vio, de repente, en clara desventaja y decadencia frente a los nuevos valores impuestos por la creciente sociedad industrializada, un crecimiento demográfico apabullante de las ciudades y una sociedad de masas.

En busca de echar freno a la “degeneración moral”, surgieron movimientos evangelistas como el Movimiento por la Templanza, con activistas tan famosas como Carrie Nation, cuya principal reivindicación fue la moderación y abstención del alcohol.

Por otro lado, las mujeres se unieron a esta lucha contra el alcohol para evitar seguir haciendo frente a los comportamientos inadecuados de sus maridos alcoholizados. Alzaron su voz no sólo contra el alcohol, sino también para proclamar su derecho al voto.

Las consecuencias

 

Las autoridades comenzaron a deshacerse de toda sustancia alcohólica con la que pudiesen dar, derramando el contenido de toneles y botellas en alcantarillas y, en general, cualquier otro canal capaz de llevarse el líquido.

Como la ley no prohibía el consumo o posesión de alcohol (solo fabricación, venta y transporte), lo primero que ocurrió por parte de los detractores de la ley fue la masiva acumulación de botellas y toneles, con la esperanza de reunir lo suficiente para el resto de sus vidas.

Proliferaron los speakeasies, lugares discretos y clandestinos en las ciudades, en los que se servía toda clase de alcohol y en ocasiones, de producción doméstica (cuya calidad era cuestionable). Se propició un mercado negro del alcohol. Gángnsteres como Lucky Luciano o el gran jefe Al Capone en Chicago, pivotaron de sus “tareas” anteriores a este nuevo negocio y se beneficiaron de la situación.

Las autoridades no daban abasto. No tenían recursos para interceptar toda fabricación, venta y consumo clandestino de alcohol. Se calcula que al segundo año de la instauración de la ley, el consumo de alcohol ya era mayor que antes de su prohibición.

 

Derogación de la ley

En 1933, el presidente Franklin D. Roosevelt decidió desmantelar La Prohibición, dada su evidente inoperancia.

Más de 30.000 gánsteres estaban en la cárcel cuando llegó el momento de derogar la ley. Hubo cerca de 300.000 detenciones relacionadas con el inclumplimiento de la misma. Unas 100.000 personas fallecieron por ingerir alcohol no apto para el consumo humano.

Extra-oficialmente, se especula que los millones de dólares que movían los impuestos de su comercialización fueron el principal motivo.

Lo cierto es que en su momento, nadie pensaba que la ley llegase siquiera a imponerse. El propio Presidente Woodrow Wilson la vetó en un principio, alegando lo delicado de modificar las normas de las costumbres y los hábitos de un número tan grande de ciudadanos. Un argumento que, más de una década de desastres después, demostró ser cierto.

 

Homenaje a La Ley Seca en Bodegas Monje

Bodegas Monje sigue innovando. Tras la apertura del Wine Bar como un rincón íntimo en la parte más baja de la bodega, ahora se transforma eventualmente en un speakeasy.

Te ofrecemos la posibilidad de experimentar este clandestino speakeasy durante los fines de semana, ambientado en aquellos años veinte estadounidenses.  Podrás catar vinos y disfrutar de un delicioso menú en nuestro Club del Vino, mientras eres testigo de un teatro de lo más “ilegal”, dirigido por Jaster&Luis Creaciones.

Te encontrarás completamente envuelto en el ambiente gracias a un estupendo elenco de actores, efectos especiales para crear atmósfera, decoración en el espacio… además, te invitamos a que vengas vestido con algún detalle referente a los años 20 (o por qué no, venir vestido de la temática al completo).

Puedes reservar tu entrada aquí, ¡te esperamos en esta experiencia original y exquisita!

 

 

 

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.